Los sabores de Navidad de Fragolate se suman a sus helados artesanales de gustos venezolanos

0
348

Rosanna Di Turi @Rosannadituri

Los artífices de la heladería artesanal Fragolate, los hermanos Pedro y Ramón Dahdah, ingenian constantemente nuevos sabores anclados en el gusto y memoria de muchos venezolanos. Desde el 2014 los elaboran artesanalmente en un taller apostado en el centro de Caracas, ya suman más de 80 sabores que han ingeniado, proponen habitualmente 14 que van alternando y siguen creando nuevas propuestas.

Por eso, en el transitado Centro Comercial Metrocenter de la esquina de la Bolsa en Capitolio, en un pequeño local sin alardes, es posible escoger entre sabores tan inusuales como manaca amazónica, merey, Miramar, cerveza Ipa, dulce de leche de búfala y en esta época, sabores navideños.

En las propuestas decembrinas, este 2018 retomaron el helado de torta negra para el que cuentan con una maceración madre de frutos secas que renuevan cada año, han hecho uno de dulce de lechosa, otro de ponche crema y la novedad: un helado en alianza con Miguel Rodríguez de Chocolatería Herencia Divina, en base a su turrón navideño Exótica, con un blend de chocolates con cacaos de Sur del Lago, Barlovento y Río Caribe,  macadamias, pasas, coco, miel y naranja. ¨Los sabores nos llevan a un pasado que siempre es agradable. Cuando pruebas el dulce de lechosa a lo mejor te puede recordar el que preparaba tu abuela. Son sabores que nos pertenecen¨, comparte Ramón Dahdah.

La línea de helados amazónicos fue la primera que llamó la atención. Gracias a la alianza con Lucy Quero de Sabores aborígenes, quien procesa la pulpa de frutas amazónicas, comenzaron a elaborar helados de manaca, copoazú o túpiro cosechados por comunidades indígenas que las llevan desde la selva hasta Puerto Ayacucho. También se atrevieron con un helado de hormigas limoneras del Amazonas. ¨Ha sido una locura. Algo que celebro del público venezolano es que está abierto a probar cosas nuevas. Nos atrevemos a probar y sabemos cuando es sabroso o no¨, comparte Ramón.

Luego comenzaron a dar más fuerza a los sabores anclados en la memoria de los venezolanos como bienmesabe o mango verde con sal en una línea que bautizaron Sabores  nuestros, con la que transforman el gusto de añoranzas en helados. “Comenzamos con Miramar y chicha caraqueña a base de arroz. Pero hemos seguido con otras alternativas, como Banana split, Chocomenta o Ricomalt”, comparten sobre una variedad que, auguran, será la que más crezca. ¨Son sabores que rememoran nuestra memoria gustativa. Hemos hecho, por ejemplo, Torta Bejarana, un postre de la Colonia que se ha ido perdiendo a base de plátano y pan de horno hecho de maíz cariaco¨.

Para acercarse a quienes están distantes del centro de Caracas tienen servicio a domicilio. Y también un carrito, bautizado Viviana, que ofrecen para eventos y fiestas.

*Fragolate está en el centro comercial Metrocenter, en Capitolio de Caracas. En Instagram: @fragolatehelados. Para el delivery y el carrito se puede contactar a través de envios@fragolate.co

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here